“Carta Abierta y Aurora”…los intelectuales y la política

carta abiertaaurora 2

Las relaciones entre el saber y el poder desde siempre han sido motivo de análisis y reflexiones, polémicas y controversias, quién necesita a quién…el saber al poder o el poder al saber, personalmente creo que en una Comunidad Organizada, los intelectuales deben tener protagonismo y no ser espectadores o evaluadores de los cambios sociales sino parte integrante de una Cultura Nacional que se imbrique a partir de tres elementos: los medios de comunicación masivos, la educación en todos sus niveles y la creatividad inmanente del pueblo (recomiendo la lectura del Modelo Argentino para el Proyecto Nacional…Perón lo explica allí, clarito !!!).

Los intelectuales son un verdadero seguro contra la incertidumbre y la vacilación, máxime en momentos de crisis, por eso es saludable la institucionalización de su participación y la creación del Espacio Carta Abierta y el Grupo Aurora apuntan en esa dirección, cada uno desde su linterna, obviamente, pero quiero creer que el objetivo es el mismo…la felicidad del pueblo y la grandeza de la Nación.

Sin pecar de ingenuo, lo saludable de la creación no puede dejar de relacionarse con la coyuntura política argentina y es probable que el árbol ( estar a favor o en contra de Kirchner), impida ver el bosque (el proyecto Nacional, que “pertenezca al país en su totalidad”), pero así están las cosas, los medios han presentado a Carta Abierta como el brazo armado intelectual de Néstor y al naciente Grupo Aurora como el brazo armado intelectual de la derecha argentina, en síntesis como la intelectualidad de la izquierda y la derecha, argentinas, si esto en la práctica es así, estamos en el horno, no sirven para un carajo ninguno de los dos, Carta Abierta y Aurora.

Si ambos grupos remedan a los legendarios y literarios Boedo y Florida, serán sus sucedáneos, pero su aporte será escaso y su relación con la cotidianeidad del pueblo será abismal, pues hablarán desde pedestales buscando el aplauso y los favores del poder de turno o del que quiere desbancarlo, aportarán su saber “académico” al poder, mercenarios y ególatras como les dirían en mi barrio´(San Telmo), pletórico de Cultura popular.

Les recomiendo sobre la relación de los intelectuales y la política este buen análisis de Umberto Eco, de hace apenas poco más de un mes, del cuál cito lo siguiente:

“…Por lo tanto, sólo hay dos maneras en las que la política puede apoyarse en la contribución de los intelectuales. Si son auténticos intelectuales -es decir, creativos-, deben parir y expresar ideas interesantes y, por lo tanto, el político puede limitarse a leerlas. Pero puede suceder también que el político advierta que, sobre algunos asuntos, ni él ni los demás tienen las ideas claras –o no saben lo
suficiente- y, entonces, el buen político solicitará profundización y nuevas ideas sobre el tema a los intelectuales. Esto es todo.”

Esta es la relación óptima entre los intelectuales y la política. Como ciudadanos, los intelectuales, los trabajadores, los empresarios, los periodistas, la iglesia…. pueden hacer política en el partido político que elijan.

Si los intelectuales argentinos no tienen  en claro su participación pueden llegar a convetirse, en intelectuales del régimen…de izquierda o de derecha….ce igual, diría Minguito !!!

14 comentarios

  1. La presidente necesita moderar sus discursos porque gibierna para todos y no contra de algunos.


Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s