Qué les pasa al Papa, a Sarkozy y a Cristina Kirchner

papa1.jpgsarkosy2.jpgcristina-1.jpg

Somos esclavos de nuestras palabras y dueños de nuestros silencios, axioma que nos recuerda que antes de abrir la bocaza debemos medir las consecuencias de las palabras pronunciadas, para uno y para los demás, de lo contrario es bueno dejar paso al refrán…“el silencio es salud”…si esto es útil para nuestra vida cotidiana y para el común de los mortales, es mucho más importante cuando el que habla está investido de poder frente a la sociedad, tal el caso de los presidentes y que decir cuando el que habla es el Papa…

Lo más interesante del caso, es que “nadie habla al pedo”, cuando hablamos algo que decir tenemos, expresamos lo que pensamos y también lo que sentimos, aunque no siempre, pero las palabras…dicen cosas que quedan en los oidos, o quedan escritas, o grabadas y que producen consecuencias, de aprobación o de rechazo, de alegría o enojo y que una vez pronunciadas no tienen retorno y que solo cabe aceptarlas como dichas o desmentirlas, utilizando el trabalenguas…“donde digo, digo, no digo digo, por decir digo, digo digo por decir diego”… con lo cuál nos enterramos más en nuestros dichos.

El Papa, Benedicto XVI, que en abril próximo cumplirá tres años de papado, se ha vuelto recurrente en sus dichos polémicos, primero con los musulmanes y ayer con los judíos al pedir a Dios que “ilumine el corazón de los hebreos y que reconozcan a Jesucristo como su Salvador”, lisa y llanamente los invita a convertirse al catolicismo en la oración papal para las próximas pascuas, la consecuencia fue que los judíos del mundo se lo quieren comer en pedacitos, lejos de avanzar en el diálogo interreligioso, es una vuelta y un retroceso al pasado, qué le pasa al Papa buscando restaurar lo viejo.

El presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, que evidentemente acaba de reconocer que aún ama a Cecilia Ciganer y que el despecho lo llevó a casarse con Carla Bruni, ofende a ambas al mandarle un mensajito de texto a su ex esposa, una semana antes del casorio, cuando le escribe…“si volvés, anulo todo”, la consecuencia fue que hoy toda Francia se pregunta por la salud mental de su presidente, lejos de mostrar su estabilidad emocional revela la poca solidez de sus decisiones y esto para un presidente, es grave.

La estimada Cristina, presidenta de la Argentina, se sumo a las frases arrojadas sin medir consecuencias, hace pocas horas en Puerto Madero, ante la sonrisa contenida de Scioli, dijo más o menos así…” esta obra de Puerto Madero fue producto de la visión para encarar  transformaciones como hoy lo son los trenes de alta velocidad”  e imprevistamente Carlos Menem quedó reinvindicado sin pedirlo y obviamente sin desearlo Cristina, la consecuencia es que la presidenta será “comidilla” en los ambientes políticos, cotidianos y mediáticos por su acostumbrada verborragia que le acaba de jugar una mala pasada.

Por algo el sabio dicho reza…res non verba…fermez la bouche…mejor que decir es hacer…en latín, en francés y en argentino y en Basile básico…silenzio stampa.

Anuncios

1 comentario

  1. Que gran presidente tienen en FRANCIA


Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s